Cómo ahorrar de agua en casa: consejos y dispositivos para hacerlo

El agua es, sin lugar a dudas, el recurso más importante e indispensable de la vida en la Tierra, por eso se le suele llamar “el recurso vital”. Aunque el agua per se no tenga un gran costo monetario, el servicio de agua por tubería si tiene un coste mensual a destacar. Es por ello que debemos darle la especial atención que necesita el ahorro del agua en función de evitar la prodigalidad, preservar la vida en el planeta y ahorrar mucho dinero en el costo del servicio de agua.

Existen muchas y cómodas maneras de ahorrar en agua la empresa inmobiliaria en Vallecas nos ayuda con estos consejos: básicamente todo está en la cultura de ahorrador; los hábitos y las costumbres diarias. Un buen ahorrador de agua tiene por costumbre cerrar la llave del grifo mientras se cepilla, se afeita, se lava las manos o se lava la cara. Un buen ahorrador de agua, como son los amigos de la empresa para vender piso Rivas habitúa cerrar la llave del fregadero mientras enjabona los trastos. Un buen ahorrador de agua siempre riega las plantas a tempranas horas de la mañana, se ducha en vez de bañarse y nunca descongela los alimentos con agua del grifo. En resumen, debemos adoptar los hábitos y las costumbres del buen ahorrador para evitar el consumo excesivo de agua y ahorrar de manera sustancial.

Otra opción, en este caso el consejo lo da la empresa inmobiliaria santa Eugenia para ahorrar agua tiene que ver con los dispositivos o artefactos que empleas a diario. A continuación, profundizaremos más en esos dispositivos de gran utilidad para ahorrar agua:

Inodoros de bajo consumo

En la actualidad se han desarrollado múltiples tecnologías ecológicas para reducir el consumo de agua en los hogares. Claro ejemplo de lo mencionado son los inodoros de bajo consumo que emplean como mucho 7 litros de agua para drenar los residuos. En contraste, los inodoros antiguos emplean un promedio de 30 litros de agua para el mismo cometido, así que fácilmente te puedes dar cuenta de la gran mejoría que se ha realizado en inodoros en función al medioambiente. Si no puedes adquirir un inodoro moderno, puedes reducir el consumo de tu viejo inodoro, bajando el nivel del flotador para que la capacidad de la cisterna se reduzca.

Cabeza de ducha de flujo reducido

Es de por sí, un limitador del caudal de agua que aumenta la presión con que sale el agua de la misma a expensas de una reducción del confort personal a la hora de ducharse. Con un perlizador podrás obtener nuevamente el confort que requieres a la hora de ducharte, pero siempre manteniendo la reducción del consumo de agua a la mitad.

Grifos monomando

Son grifos clásicos mejorados que son activado por una única llave y reducen notablemente la posibilidad de goteo, así como facilitan la regulación de temperatura. Debido a esas características se eliminan las pérdidas de agua de los grifos de doble mando al intentar regular la temperatura deseada.

Lavadoras de bajo consumo

Las lavadoras actuales vienen prediseñadas con configuraciones de bajo consumo de agua y energético, por lo que actualizar tu vieja lavadora por una nueva, en el futuro, no te saldrá tan caro como crees.

Sistemas de recirculación de agua

Las últimas novedades en fontanería nos han traído dispositivos capaces de recircular agua por un circuito cerrado hasta que alcanza una temperatura de 35 °C. Es allí, en ese momento, cuando el agua sale por el grifo. De esa manera se elimina la prodigalidad invernal de dejar salir el agua hasta que salga a la temperatura deseada. Asimismo, el agua templada regresa a la caldera, calentándola más rápido y ahorrando un montón en energía eléctrica o gasífera, según sea el caso.